Roads to Victory fue el último Call of Duty que vimos en PSP, un videojuego que no estuvo a la altura de la saga bélica y que según sus responsables será la última ocasión en la que veamos un juego en una consola portátil que no esté a la altura de lo esperado.

“Creemos que NGP cambiará la forma de jugar en movimiento, y ¿Qué mejor forma de mostrarlo que con Call of Duty”, aseguró Philip Earl, ejecutivo de Activision. “Cuando consideras elementos como la pantalla OLED, los sticks analógicos, las pantallas táctiles y las opciones de conectividad de corte social… las posibilidades de NGP no conocen fin”.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.