Finalmente, y despues de mucho tiempo, el Dead Space 2 ya esta entre nosotros, con una nueva historia, nuevos enemigos, escenarios y un multiplayer muy bueno. En este analisis vamos a ir contandelos los nuevos aspectos que cambios y/o empeoran de su primera versión, y quedense tranquilos, que no vamos a spoilear nada.

Lo primero y principal que hay que remarcar, es que el protagonista de nuestra historia, Isaac Clarke, va a tomar un papel mucho mas comprometedor con el juego, representando una dinámica mas fluida en la interacción y en como es presentado en el juego, desde el vamos, en el menú principal del juego, podemos ver la historia en forma resumida de la primer versión, para todos aquellos que no hayan tenido la posibilidad de jugarlo, este resumen te deja muy en claro las cosas básicas que necesitas saber para poder jugar la secuela, desde como empezó el problema, el porque de ir a explorar otros planetas en busca de nuevos recursos con las super naves Space Cracker, donde estaba la mas importante, y donde se desarrolla el Dead Space 1, la Ishimura, y el desarrollo de la historia.

En diferentes momentos, Electronic Arts había hecho declaraciones de que quería que esta segunda parte este mas enfocado en la acción y no tanto en el Survival Terror, cosa que sin duda, lograron. Esta segunda entrega sale totalmente del Survival Terror de su primer versión, con muchisimas escenas de suspendo y hasta miedo. El factor sorpresa no deja de aparecer en gran parte del juego, al igual que diferentes secuencias epicas, por asi llamarlas, que no dejan nada a la imaginación. Aunque no se preocupen, sigue siendo un Dead Space en su 100%, solamente que lo mejoraron a tal manera, que las diferencias entre las 2 versiones se notan a simple viste, la brutalidad, los escenarios, la diferentes situaciones a las que tendremos que enfrentarnos, o el simple hecho de que los capítulos están entrelazados los uno con los otros, y la sencilla idea de utilizar el metro de la nave para avanzar, son todas situaciones que diferencian versión de versión.

El modo historia, que cuenta con un aproximado de 10 horas comienza a un ritmo acelerado, con una introducción al juego que te hace escapar de un sector de la nave que se encuentra totalmente infectado por los Necromorfos, que aparentemente es el lugar donde nuestra nave aterrizo, en The Spawl, aunque no se tiene conocimiento de este lugar, no se hagan problema que a lo largo de la historia nos lo van a dejar muy en claro. Pero sin darte mucho lugar para distracciones, ya que desde que estamos intentando escapar, ya tendremos que enfrentarnos con diferentes Necromorfos para evitar que nos maten en el intento.

Antes hacíamos un poco de énfasis sobre el miedo que puede generar el juego, explayandonos un poco mas, el juego se divide en diversas dificultades, para ser mas específicos, en 4, Fácil, Normal, Difícil y Hardcore, si bien las 2 primeras de bastantes fáciles y para amateurs en esta saga, las otras 2, en su defecto, son algo totalmente distinto, al punto de que parece otro juego. Los enemigos son muchos mas agresivos y te sacan muchisimo mas daño por golpe, las municiones escasean, al igual que la salud, si llegaste a morir frente a un enemigo que te agarro por sorpresa, cuando volves a jugar esa parte, el enemigo te aparece de un lugar totalmente diferente, por lo tanto no hay que ser confiado ni aprenderse el juego de memoria, cada vez que veas a un enemigo, es un reto, y para nada fácil

El gran reclamo de esta segunda parte, al margen del notable aumento de ritmo que ha experimentado su campaña individual, es la del apartado multijugador, que debuta en la franquicia con un componente on-line francamente interesante que acompaña de forma notable al Modo Historia.
El modo Humanos contra Alienígenas es la única oferta que en este sentido trae consigo Dead Space 2, una modalidad que lógicamente divide a los jugadores entre “clones” de Clarke y Necromorfos y en el que, como es obvio, la posibilidad de encarnar a las monstruosas criaturas es un caramelo demasiado goloso como para dejarlo pasar. El concepto es algo similar al del genial Left 4 Dead aunque, lógicamente, mucho más limitado.
Por lo que respecta a la dinámica del juego, el respawning por muerte se producirá desde las cápsulas en el caso humano y desde los túneles de ventilación en el papel de los Necromorfos, y recogeremos botiquines y packs de munición por cada criatura con la que acabemos. Las bestias están más inclinadas hacia los combates cuerpo a cuerpo que los soldados, aunque también tenemos la posibilidad de vomitar ácido con algunos o de disparar proyectiles con los pequeños y difícilmente detectables bebés mutantes.


Por cada muerte obtendremos 100 puntos, por cada asistencia 50, otros 50 por curar a un compañero, etcétera… Sirviendo estos rangos para la clasificación entre la que se dividen los rankings al final de la partida, y también para mejorar a nuestro personaje. Por ejemplo los humanos cuentan con la posibilidad de liberar ataques secundarios para nuestras armas o aumentos en el poder de congelación; los Necromorfos por su parte también tienen mejoras a sus espaldas como las de un ataque cuerpo a cuerpo más potente o unos proyectiles que causen más daño.
El multijugador, además, cuenta con la esencia que caracteriza a las series Dead Space en lo tocante a la ausencia total de interfaces. Ya encarnemos a humanos o alienígenas, todo lo que necesitamos saber sobre cómo va la partida lo tenemos a nuestro alrededor. La salud la deduciremos de la tonalidad de la pantalla, que nuevamente se degrada en tonalidades rojizas, la munición del indicador que acompaña a nuestra arma, y el estatus de la partida en cuanto a ventaja o tiempo restante lo veremos en los rótulos de luz y carteles que salpican los pasillos de los mapeados.

Por último hay dos características más que queremos rescatar del multijugador antes de dar el apartado por concluido. La primera de ellas hace referencia al control, y es que consideramos importante recalcar que el manejo de los humanos es prácticamente idéntico al de Clarke durante la aventura individual, y que el de los Necromorfos por su parte es más diferenciado, con especial énfasis por lograr unas sensaciones diferentes en función de la clase de ellos que hayamos. Los bebés son rápidos y fáciles de camuflar, los Lurker son toscos pero brutales en el cuerpo a cuerpo…

Además, y al margen del manejo, es importante señalar también que el videojuego se apunta al sistema de Electronic Arts del juego on-line con un número de serie que se incluye en el embalaje, y con el que se trata de luchar contra la segunda mano, una actividad muy perniciosa para las distribuidoras. El título oferta dos días gratuitos para probar el título antes de canjear el código o hacernos con uno.

[nggallery id=17]

Una Respuesta

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.