David Reeves, uno de los principales ejecutivos de Sony Computer Entertainment en el pasado, ha reconocido en una reciente entrevista que el futuro de los desarrollos de hardware podría ser tan caro que obligaría a Sony y Microsoft a trabajar conjuntamente en nuevas videoconsolas.

“Cuando estás en el lado First-party te das cuenta de lo caro que es desarrollar una consola. Ya sea PlayStation 3, Xbox 360 o incluso Wii… es algo que cuesta millones, quizá no miles de millones, pero sí millones”, declaró Reeves al portal británico ComputerandVideogames. “Nunca sabes cuándo abandonar el terreno de la tecnología y avanzar. Ya sabes, el decir ‘es suficiente'”.

“Eventualmente podría ser tan caro desarrollar una consola que Microsoft y Sony decidieran trabajar juntas”, aseguró el ex dirigente. “Quizá dentro de 10 o 15 años. Eso es todo lo largo que preveo que sea el ciclo que necesitará eso. No creo que sea en la próxima generación de videoconsolas, pero quizá sí en la siguiente”.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.