Valve ha anunciado el desarrollo de una nueva herramienta para mejorar la seguridad de su plataforma de distribución digital, Steam, con la que pretenden proteger los datos de todos sus usuarios.

Steam Guard nace con el objetivo de evitar que se modifiquen o se realicen cambios no autorizados en las cuentas de usuario. Esto se logrará vinculando una cuenta de Steam a un PC, lo que permitirá que cualquier intento de modificación o cambio en la configuración realizado desde otro equipo, sea notificado inmediatamente al propietario de la cuenta.

Las terceras compañías podrán usar también esta herramienta mediante Steamworks. Una medida con la que Valve pretende poner fin a los problemas relacionados con las estafas cibernéticas, popularmente conocidas como phishing.

No se ha concretado todavía la fecha en la que se estrenará este servicio.

Hacer Comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.